La Secretaria de la Cultura, Silvia Elena Regalado recibió parte de las cenizas de la poeta salvadoreña Claribel Alegría fallecida el pasado 25 de enero en Managua, Nicaragua, como último deseo de la poetisa que pidió que sus restos fueran conservados en ambos países.

El acto se realizó en el Museo Nacional de Antropología David J. Guzmán, en el cual participó el embajador de El Salvador en Nicaragua, Carlos Ascencio, la hija de la escritora, Patricia Flakoll Alegría; la presidenta de la Fundación Claribel Alegría, Susana Reyes; la doctora María Isabel Rodríguez; el economista Alberto Arene y los escritores Luis Alvarenga y Carlos Clará.

El Subdirector Ejecutivo de la ANSP, Comisionado José Manuel Olivares Rivera, participó en el homenaje póstumo a la escritora salvadoreña-nicaragüense que recibió el Premio de Poesía Iberoamericana Reina Sofía 2017 por su gran talento como escritora, poeta y narradora. El Comisionado Olivares tuvo el privilegio de compartir con la poeta el pasado mes de septiembre, pues se encontraba en Nicaragua en misión oficial en la reunión de Directores y Directoras de Academia de Policías.

La hija de Alegría explicó que la poeta antes de morir pidió a sus hijos que sus cenizas fueran compartidas en Nicaragua y El Salvador, con un evento alegre y con música. Nunca contagió tristeza, siempre irradiaba alegría a todos los que la rodean, comentó su hija.

Las cenizas de la poeta serán depositados en el Teatro Nacional de El Salvador en el mes de mayo.

cenizas-01

Claribel-Alegria-y-Cmsdo-Olivares-02

Managua, Nicaragua, Septiembre de 2017